26 d’agost de 2010

"Una heredera de Barcelona", de Sergio Vila-Sanjuán

 
   
  
Una heredera de Barcelona
Vila-Sanjuán, Sergio
Destino 2010.

En la Barcelona de 1920 un joven abogado bien relacionado parece tener todas las cartas para saber qué se está cociendo en una ciudad a punto de reventar por las costuras: una cabaretera agredida que no cuenta todo lo que sabe; un líder anarquista que vacila entre el pactismo y la violencia; un general llegado a Barcelona para restituir el orden al precio que sea; y una bella, culta y decidida condesa que es también su confidente...

De la mano de Pablo Vilar avanzamos por un laberinto que nos lleva de las grutas de los miserables en Montjuïc a las fiestas de alta sociedad en los jardines de Horta; del Paralelo canalla y peligroso a los despachos policiales donde se urde la represión. Mientras la misma ciudad roza su cénit y se asoma al abismo, también Pablo teme que su juventud se esfume con el vendaval que se avecina.

Como se ve en la reseña de la editorial, muchos entornos y situaciones tipo colage que para mi gusto es excesivo. Es interesante que el autor para escribir la novela se ha inspirado en un manuscrito de su abuelo, y a partir de ahí ha buscado información de la época y otras fuentes. El dibujo que hace de la Barcelona del momento es interesante, pero para mi gusto excesivamente prolijo, y llega un momento en que me canso que describa lugares, personas, familias y situaciones que no conozco. ¡Y soy de Barcelona! No sé que os parecerá a los no barceloneses... Me encanta la elegancia del narrador, abuelo del escritor. Para mí un 7.
 

 

"La librería" de Penelope Fitzgerald

  
  
   
"La librería"
Fitzgerald, Penelope
Impedimenta 2010. 192 páginas.

Florence Green vive en un minúsculo pueblo costero de Suffolk que en 1959 está literalmente apartado del mundo, y que se caracteriza justamente por «lo que no tiene». Florence decide abrir una pequeña librería, que será la primera del pueblo. Adquiere así un edificio que lleva años abandonado, comido por la humedad y que incluso tiene su propio y caprichoso poltergeist. Pero pronto se topará con la resistencia muda de las fuerzas vivas del pueblo que, de un modo cortés pero implacable, empezarán a acorralarla. Florence se verá obligada entonces a contratar como ayudante a una niña de diez años, de hecho la única que no sueña con sabotear su negocio.


Divertida novela, que cumple en sus protagonistas del pueblo "caca veo, caca quiero". Todos se conjuran para echar abajo la librería, pero con una cortesía, educación y buenos modos muy inglés que te tronchas de risa. Asimismo, la tozudez de Florence para sacarla adelante, sin que se le mueva un pelo. Para pasar un buen rato. Un 7.
  
  
  

25 d’agost de 2010

Callejeando por París

  
  
  

Creo que el mejor modo de conocer una ciudad es callejear a pie, sobre todo si se tiene tiempo, claro, con una guía y un mapa. Los grupos de orientales en masa con una guía a la cabeza con un paraguas me daban un poco de pena. En cuanto se sentaban se dormían, estaban agotados. Yo, al levantarme por la mañana, me miraba los pies, pues no sabía si se me habían convertido en dos muñones.

París es una ciudad magnífica. El ciudadano de a pie muy amable, y los de las ventanillas, menos. Tenía el prejuicio del engreimiento de los franceses, y realmente, es un poco así. Pero caramba, tienen de qué.

Ahora, cuando me cruce con los turistas en Barcelona, creo que los miraré distinto, con más comprensión. Se disfruta mucho conociendo una ciudad despacio. Y París esponja el alma, por su grandiosidad y belleza.

Cuelgo aquí algunas vistas que he tomado callejeando.







19 d’agost de 2010

Iglesia, crisis e imagen

Copio fragmentos de una entrevista publicada en Le Figaro, que he encontrado traducida en otro blog. Me ha parecido muy interesante.

Iglesia, crisis e imagen

Un joven intelectual francés, Fabrice Hadjadj, judío convertido al catolicismo hace doce años, señala en una entrevista publicada por Le Figaro que la crisis que atraviesa la Iglesia no es algo nuevo. En realidad, afirma, las ha habido mucho peores. “Si se mira sin prejuicio, el fenómeno increíble es que mientras todas las demás instituciones han sido barridas por las tormentas de la historia,  he aquí que después de dos mil años la barca de Pedro sigue su ruta, con una sucesión apostólica sin interrupción y una enseñanza que se ha desarrollado en lo esencial sin contradecirse”.
Desde luego, la crisis de los abusos ha afectado a la imagen pública de la Iglesia, pero “la Iglesia no es una chica de portada (cover girl), no vive de su imagen mediática”. Hadjadj subraya que si la Iglesia viviera pendiente de la “imagen” ya no podría hablar al corazón del hombre, sino que tendría que estar preocupada por seguir las corrientes y modas del momento.

Eso no quiere decir que el interés de la prensa por los abusos carezca de fundamento. “Los crímenes cometidos por un sacerdote son mucho más graves que si fuesen cometidos por un profesor de educación física, por ejemplo. Y eso puede legitimar la emoción de los medios de comunicación que hemos visto”.  La paradoja es que si se ataca especialmente a los hombres de Iglesia que se pervierten, eso quiere decir que se tiene conciencia de la pureza de su misión… De hecho, desde el punto de vista de la santidad de la Iglesia, esos crímenes son más graves de lo que los medios no cristianos pueden imaginar. Hadjadj  concluye sus comentarios señalando que las crisis ofrecen una ocasión de discernimiento, nos impiden dormir en los laureles y nos empujan a interrogarnos sobre el sentido y a excavar en nosotros mismos.
  
  
  

15 d’agost de 2010

Châteaux de la Loire

Visité dos, el de Blois y els de Chambord. El segundo es más espectacular, pero me gustó más el primero, que tiene cada fachada de un estilo totalmente distinto, del siglo XIII al XVII.



El Louvre

Qué barbaridad, qué super-grande. Primero hice una visita a las obras maestras, y después un recorrido por las civilizaciones antiguas más detenido. Lo que más me impactó fue La Victoria de Samotracia. Como es posible que un pedrusco de semejante tamaño dé esa sensación de gracilidad, de movimiento del ropaje finísimo al viento. Y cuando accedía a La Gioconda, la sensación que tuve es que se estaba riendo de todos los que estábamos allí, intentando verla. Todo indescriptible.


14 d’agost de 2010

Versailles

Por orden de aparición, Château, Grand Trianon, Petit Trianon y Aldea de la Reina. Madre mía, no lo justifico, pero no me extraña que les cortaran la cabeza.

Paseo en Bateaux-Mouches

¡Por Dios, qué divertido! Lo cogimos a las 21:00 para pillar el atardecer. Todo chinos y japoneses y mi grupo. Primero en nuestras sillas, formalitos. Pero acabamos todos absolutamente de pie, mezclados, haciéndonos fotos sin control, sobre todo cuando al cabo de una hora, de noche, nos acercamos a la Tour Eiffel iluminada. Ahí ya fue el despiporre. Un paseo precioso, además.

12 d’agost de 2010

Chartres

  
   
   
Voy a empezar a poner las fotos que estoy haciendo en Francia. Estoy disfrutando muchísimo.