31 d’octubre de 2010

¿Algún político? Duran Lleida

  
  
  
Duran Lleida es el único político en el que mantengo un poco la confianza. ¿Por qué? Sabe lo que quiere, es listo, coincido con sus concepciones de fondo y no es chaquetero y oportunista, como la mayoría. Quizás me equivoque. Pero mientras no se demuestre lo contrario... Copio aquí un artículo aparecido ayer en La Vanguardia sobre el estado de las autonomías.

Josep Antoni Duran Lleida recoge el guante de Mariano Rajoy, aunque le da la vuelta y lo aprovecha para plantearle un reto: acepta la revisión del Estado de las autonomías, pero para poner fin al café para todos, esto es, a la generalización del proceso autonómico. Y el desafío lo dirige también al PSOE.

La propuesta la plantea el líder de UDC en su semanal carta web, en respuesta a la idea lanzada por el presidente del PP esta semana sobre la necesidad de simplificar la estructura del Estado y evitar las duplicidades administrativas que a su entender provocan las autonomías y que se convierten en un obstáculo adicional para la recuperación de la crisis económica.

"El debate que de verdad la sociedad española y los partidos políticos de ámbito estatal deberían de atreverse a afrontar es si tiene sentido tener diecisiete autonomías o si realmente tendríamos que rehacer lo que no hicimos suficientemente bien en el momento de elaborar la Constitución y de desarrollarla autonómicamente", escribe el secretario general de CiU, que en este sentido recuerda que "hay autonomías que disponen de competencias que nunca han querido tener". Y se pregunta: "¿Tiene sentido continuar con esta situación?, ¿o falta coraje al PP y al PSOE para reconocer que el café para todos ha sido un error?". La respuesta es, a su juicio, simple: "Este es el debate que convendría hacer y que desgraciadamente no querrán hacer". Otra cosa muy distinta es si "el futuro económico permitirá continuar sosteniendo la autonomía para todo el mundo", aunque considera que si la circunstancia llega a producirse entonces sí obligará a afrontar el debate en la línea que él pone sobre la mesa.

Duran ve en el planteamiento de Rajoy una voluntad de "recentralizar el Estado", de "loapizarlo nuevamente" - que en buena medida atribuye también al PSOE y a la "lealtad disciplinada" de los diputados del PSC en Madrid-,y le explica que en realidad no son las autonomías las que provocan las duplicidades administrativas, sino el Gobierno del Estado al ejercer en ámbitos que están efectivamente transferidos a las comunidades autónomas. La solución a tal situación pasa porque la Generalitat sea la única instancia administrativa en Catalunya, es decir, el concepto de administración única que, le recuerda, en su momento defendió Manuel Fraga, pero que ahora ha caído en desuso en las filas del PP. "Las administraciones de las comunidades autónomas deberían hacer de gestoras de las competencias del Estado en su territorio", resume gráficamente el líder de UDC.

El secretario general de CiU cita como argumentos de autoridad en defensa de sus tesis los casos concretos de Estados Unidos y Alemania, dos estados federales con muchas competencias que no controla el poder central y que no por ello pierden competitividad. "El problema, por tanto, no es el Estado federal o el de las autonomías en sí mismos, sino la incapacidad o, mejor dicho en esta ocasión, la falta de voluntad política del poder central de aceptar la configuración del viejo Estado centralista en un nuevo Estado de las autonomías", subraya en referencia muy crítica al caso de España.


Carta complerta en català
  
  
  

"¡Vivir!", de Yu Hua

  
  
   
¡Vivir!
Hua, Yu (1993)
Seix Barral 2010

Magnífica novela. Fugui, heredero de una rica familia china, se gasta toda su fortuna en burdeles y casas de juego. Pierde todo y se traslada con sus padres, su hija y su mujer embarazada a vivir a un chamizo. A partir de ese momento conoce la miseria, el dolor y la muerte. Pero sobre todo el amor hacia los demás, que da sentido a su vida y fuerza para seguir viviendo a pesar de todo. A la vez vemos las consecuencias de la política en la China del siglo XX, desde la guerra civil a la revolución cultural. Un 9.

"¡Vivir!  está considerada como una de las grandes obras de la literatura china, un clásico contemporáneo convertido en best seller en su país y galardonada con el premio Grinzane Cavour"

Se inspiró en esta novela una película con el mismo nombre, que vi hace años y que me gustó mucho también, aunque no es muy fiel a la historia del libro.
  
  
  

Benedicto XVI en Barcelona

   
   
   
Uno de los editoriales de La Vanguardia de hoy reflexiona sobre lo que supone y supondrá en el futuro esta visita del Papa a nuestra ciudad. A los mentestrecha de nuestro país se lo dedico.

La semana próxima llega Benedicto XVI a Barcelona. Su estancia entre nosotros será corta pero intensa. El motivo principal de su visita es la consagración del templo de la Sagrada Família, en cuyo imponente interior tendrá lugar una misa que será retransmitida a todo el mundo, lo que permitirá dar a conocer un espacio nuevo, verdaderamente impresionante. Evaluando dicho espacio, algunos expertos, antaño displicentes, no dudan en calificarlo de uno de los más sugestivos de la celebrada modernidad arquitectónica barcelonesa. La presencia de Benedicto XVI en la Sagrada Família tendrá como consecuencia directa el reforzamiento de la ya muy aplaudida obra de Gaudí. Para el turismo cultural de la ciudad y para la proyección mundial de la cultura barcelonesa y catalana, la visita papal va a tener beneficios incalculables. Tales beneficios justificarían de sobra el gasto público y las incomodidades que sufrirán los ciudadanos afectados. Pero es que, según explica ahora el Ayuntamiento, la visita del Papa generará en Barcelona un impacto económico de 29,8 millones de euros, cifra infinitamente superior a los costes.

Si el Ayuntamiento hubiera dado a conocer estas cifras con anterioridad, seguramente no se habría producido la polémica, de baja intensidad, sobre los costes del viaje. Algunas de las críticas a la presencia del Papa en Barcelona le describen como un inquisidor antimoderno. La repetición de estos tópicos despreciativos en los medios de comunicación públicos - sufragados por todos los ciudadanos- no es un dato menor, ni banal, que invitará a seguir reflexionando sobre el particular desde el más escrupuloso respeto a la libertad de expresión. Nada eclipsa, sin embargo, la respetuosa bienvenida de las instituciones catalanas. Y sería un gesto inteligente por parte del presidente del Gobierno su asistencia el domingo a la ceremonia de dedicación de la Sagrada Família, símbolo internacional de la cultura catalana, de la Barcelona cosmopolita y de una España hoy obligada a trabajar duro por su buen nombre en el mundo. El sentido laico del Estado no está reñido con la gentileza, la inteligencia política y una noción nítida de los intereses generales. Cuando en el 2003 se trataba de defender sus ideales pacifistas, José Luis Rodríguez Zapatero no dudó en asistir a una misa del papa Juan Pablo II en Madrid.

La figura de Benedicto XVI no cesa de suscitar atención en todo el mundo. Ratzinger es el intelectual que con mayor énfasis y capacidad de influencia discute los valores relativistas dominantes en la cultura occidental. Defensor de los valores humanos en un mundo tiranizado por lo económico, describe el mensaje cristiano como una síntesis entre fe y razón, en abierto contraste con los fanatismos de tipo irracional y agresivo. Defensor de la paz, propone a Europa la asunción de su milenaria tradición cristiana para dialogar con el resto de las culturas del mundo. Ya en su época de cardenal, Ratzinger encabezó la cruzada depurativa en el interior de la Iglesia para extirpar la lacra de la pederastia, que atañe a una minoría de clérigos. No es extraño que sus discursos sean escuchados con interés por intelectuales y dirigentes laicos. Así pasó en su reciente y difícil viaje a Gran Bretaña, precedido por una reticente campaña crítica. Gracias a su altura intelectual y a su autoridad moral, el Papa transformó aquella reticencia en interés. Barcelona le acogerá con cariño y cortesía. Y le escuchará con atención.
   
   
   

29 d’octubre de 2010

Ensayo en la Sagrada Familia

  
  
  
Ayer estuvimos ensayando en la Sagrada Familia la coral que cantaremos el 7, día de la dedicación del templo por el Papa Benedicto XVI. Formo parte del coro de la Federació de Corals, que somos 250, pero en total cantaremos 800. Participamos varias corales y la mayoría de los cantos los cantaremos todos juntos. Ayer nos juntamos y ensayamos todos por primera y última vez, durante tres horas. Fue impactante. Y bastante problemático, pues al ser tantos y estar distribuidos en un espacio tan grande, separados además del órgano, no nos escuchamos bien. Hemos de seguir ciegamente al director, al que vemos a través de pantallas, para que desde abajo se oiga un sólo bloque de voces, aunque a nosotros el sonido nos llegue fraccionado. Todo un reto. Pero tenemos mucha ilusión. Aprovechando que estaba allí, tomé unas fotos del interior, que os pongo a continuación.


Ópera en el Iruña

 
 
 
Fantástica iniciativa!




  
  
  

23 d’octubre de 2010

"El señor de las moscas", de William Golding




El señor de las moscas
Golding, William
Alianza Editorial


Es desasosegante este libro. ¿Tan poco común es el sentido común? La conclusión que saco es que la civilización, consecuencia del vivir en sociedad, con y para los demás, nos hace más hombres. No es una imposición, sino una consecuencia natural, es decir, propia de nuestra naturaleza humana. Le pongo un 8.

Copio un comentario de Alfredo Cruz, publicado en Nuestro Tiempo, que lo resume muy bien.

El Señor de las moscas puede ser entendida como una áspera y contundente respuesta a quienes todavía sospechen que es la sociedad la que corrompe al hombre. Un grupo de niños solos, sin ningún adulto, arrojados en una isla perdida a causa de un accidente aéreo, sirven de cobayas para el experimento humano que William Golding lleva a cabo  al escribir la novela. Inicialmente, todo es armonía, cooperación entusiasta y gozosa camaradería. Las salpicaduras de “inocente” rudeza infantil no ensombrecen el panorama ni tienen mayor importancia –¡cosas de críos! diría cualquiera– mientras la herencia de civilización recibida sigue ejerciendo su autoridad y su efecto de contención en las mentes infantiles de los protagonistas. Pero poco a poco se produce una inquietante metamorfosis. La simpática escena de unos críos jugando a ser mayores evoluciona inexorablemente hacia el paroxismo de la barbarie y la brutalidad. ¿Cómo es posible que los mismos niños que pedían tener reglas, muchas reglas, como los mayores, acaben gritando frenéticamente “!Mata a la fiera, pártele el cráneo, córtale el cuello, derrama su sangre!”? Pero la verdadera e incómoda pregunta es esta otra: ¿por qué nos sorprende más lo segundo que lo primero? Esta evolución perturba y desazona al lector porque adivina hacia donde se dirige pero no acaba de ver cómo podría detenerse. Todo el proceso está gobernado por una dialéctica de alternativas superpuestas: vivir para la esperanza de ser rescatados, o hacer de la situación salvaje la norma del propio vivir; reproducir en miniatura el mundo familiar y protector que se añora, o entregarse al atractivo de la alegría salvaje, de la fuerza indómita y desafiante; vencer los miedos imaginarios y postular responsablemente que la Naturaleza es amiga, o sucumbir a la sugestión de estar bajo una amenaza monstruosa. Y la balanza se inclina sin remedio hacia el segundo término de estos binomios. Cuanto más terreno gana el miedo, más sentido y valor adquiere la fuerza brutal del que sabe contestar a lo salvaje en su propia lengua. Desde su mismo ápice, cuando ya parece incontenible, la barbarie se derrumba de golpe  ante una inesperada visión: una gorra, un revólver, una lancha, una metralleta. Todo se para. Caen los gritos... y las lanzas. Por fin, estamos en casa. ¿Es cierto que la civilización no le debe nada al temor?
   
   
  

22 d’octubre de 2010

On seràs el 7 de novembre?

  
  
  
El 6 de novembre arriba el sant Pare a Barcelona. Com sempre, una panda de negatius intenta fastiguejar la festa. Però els que estem plens d'il·lusió som majoria. Penjo aquest vídeo per animar a anar a rebre'l el dia 6 a la Catedral.


17 d’octubre de 2010

Cinco minutos de gloria

   
   
  
Una mirada diferente a la muy manida, cinematográficamente hablando, cuestión terrorista. Siendo un jovenzuelo imberbe, Alistair Little, que desea demostrar su 'valía' ante el UVF protestante en Belfast, asesina a un pobre diablo católico ante la mirada atónica de su hermano, el niño Joe Griffen. Años después, la televisión ha arreglado un cara a cara entre el terrorista arrepentido, y la víctima marcada por el terrible asesinato. Puede ser la ocasión de la reconciliación y el perdón, o bien puede emanar el deseo de venganza.


Está bien esta película. Además los dos actores son irlandeses y uno de ellos, muy involucrado en la ayuda de las víctimas y sus familiares. El tema del perdón, la venganza, como escapes ante lo que marca la vida y no se puede olvidar. La recomiendo, aunque es bastante atípica, esto no es un problema. DeCine21.



"Tea-Bag", de Henning Mankell

   
   
   
Tea-Bag
Mankell, Henning (2001)
Tusquets 2010

La vida del célebre poeta sueco Jesper Humlin es tan regalada como vacua, sumida en una inanidad apenas salpimentada por las trifulcas con su pareja, las envidias de sus colegas y el apremio de los editores.

Sin embargo, tal vez Jesper conserve un resto de dignidad al rechazar la propuesta de su editor de que escriba novelas policiacas, que venden cincuenta veces más que la poesía (¡hasta su anciana madre se ha puesto a escribir una!). Y quizás ese vestigio de decencia desencadene también su interés por las vidas de unas inmigrantes que acuden a una lectura pública de su poesía.

Gracias a ellas, Jesper conocerá de primera mano las vejaciones que sufren aquellos que emigran a Europa en busca, paradójicamente, de libertad. Pero, sobre todo, la historia de Tea-Bag, joven africana que le relata la huida de su aldea, el viaje hacia el norte –con obligada «escala» en las costas españolas– y su llegada a Suecia, será lo que acabe por desasosegar al fatuo Jesper.

No sé porqué sigo leyendo a Mankell. Desde que dejó a  Wallander, no me han gustado sus libros. Sin embargo, siempre caigo, pensando que quizás regrese el viejo Mankell... pero no. Tiene gracia que en este libro todos quieren escribir novelas policíacas. Quizás un guiño al bum de estos escritores en Suecia. El terrible contraste entre la vida de los suecos que aparecen en el libro, con sus sinsentidos, y el drama de las inmigrantes, es un contraste que no acaba de funcionar, aunque quizás sea lo que pretende el autor... Pero para mi gusto, no le sale. En fin, un 6.
  
  
  

11 d’octubre de 2010

The Blind Side (Un sueño posible)

   
   
   
La historia auténtica de Michael Oher, que se convirtió en jugador de la liga profesional de fútbol americano cuando todos los elementos jugaban en su contra. La cosa se inicia con Big Mike, un adolescente afroamericano que ha crecido en un ambiente familiar desestructurado. En tal tesitura resulta milagroso que no se haya convertido en un delincuente y un holgazán. Eso sí, es un chico callado y retrasado en los estudios, y sin hogar. De modo sorprendente le admiten en una escuela cristiana, donde una maestra se esfuerza en ayudarle, pero no faltan las dificultades. El revulsivo definitivo en su vida será que Leigh Anne, la madre de dos chicos que estudian en el mismo colegio, se fije en él. De ofrecerle su casa para dormir una noche, pasará, de acuerdo con su esposo y los dos hijos, a adoptarlo. Y vistas sus excepcionales condiciones físicas, le apoyarán en su posible carrera deportiva.

Lo que más me ha gustado es la figura del padre, que en todo apoya a su mujer en sus "estragos" producidos a la familia. Se puede sacar bastante jugo. El ritmo me ha parecido un poco lento. Se ve bien. DeCine21.

 

"Helena o el mar de verano" de Julián Ayesta

   
   
   
"Helena o el mar de verano"
Ayesta, Julián (1952)
Acantilado 2002

Preciosa novela, única del autor que se dedicó a escribir teatro. Recuerdos de un niño entrando en la adolescencia. Un primer verano con guerras de almohadas con sus primos y primas, un invierno, despertando a la sexualidad y siguiente verano, donde descubre el primer amor. Hermosísismo. Humanísimo, muy bien escrito. Un 10. Y muy breve: 89 páginas de letra mediana.

Cuando apareció en 1952, Helena o el mar del verano fue considerada por un pequeño grupo de entusiastas lectores una de las obras más extraordinarias de la narrativa española de posguerra. A través de los años permanece intacto el poder de sugestión y el lirismo de la escritura de Ayesta.

Notas de prensa

“Es una novela excelente, de una frescura inalterable, de una magistral prosa. Leerla ennoblece.”
María José Obiol, El País

“Ayesta tiene la entereza y la claridad de un mito y su prosa aguanta con firmeza las inclemencias del tiempo y la desmemoria.”
Jordi Llavina, La Vanguardia

“Uno de esos pocos, raros, infrecuentes libros que uno desea volver a leer en cuanto lo ha terminado.“
Ricardo Ruiz, La Razón

“Es uno de los libros más hermosos de la literatura española de posguerra.”
Gregorio Morán, La Vanguardia

“Llena de imágenes sugestivas, palabras bruñidas de luz y una atmósfera irreal que remite al cuento infantil sin acabar de serlo.”
Diego Prado, Menorca Diario Insular
   
   
  

8 d’octubre de 2010

"El nacimiento", de Alexéi Varlámov

    
        
"El nacimiento"
Varlámov, Alexéi (1995)
Acantilado 2009

Sigo con la lista de Nuestro Tiempo. Me ha gustado mucho. Un matrimonio treintañero en la Rusia actual, sin esperarlo ya, tienen un hijo. La acción transcurre casi toda en los hospitales rusos, describiendo los sentimientos por separado de la madre y del padre, que en la vida se habían distanciado bastante uno del otro. Coinciden en el amor profundo e instintivo por ese ser que acogen como un regalo,y que cambia su vida y sus sentimientos. Gracias a Dios el sistema médico en España es más humano que en Moscú. Se encoge el alma ante la falta de humanidad de los profesionales de la medicina. Un 9.

Nace un niño. Un niño cualquiera, sin nombre. Uno de tantos en la nueva Rusia que no sabe lo que tiene que hacer ni cómo alegrarse por los recién llegados. Nace un niño y los grandes momentos de la Humanidad empequeñecen, porque nada es más necesario ni determinante. La vida empieza, y de golpe llega todo lo demás.

Alexéi Varlámov (Moscú, 1963) muestra en esta novela corta la complejidad de sentimientos que una mujer y un hombre descubren ante el nacimiento de un hijo al que ya no esperaban. Ese niño, prematuro y enfermo, ilumina miedos, rencores, ilusiones y necesidades ensombrecidas por un matrimonio sin amor, que deberá reencontrase a los pies de una cama de hospital mientras trata de asumir todo lo que esa criatura ha sacado a la luz. Varlámov, autor de varias novelas cortas y biografías aún no traducidas en España, se ha atrevido a desvelar algo que, por tan pequeño y tan grande, es difícil de ver en la literatura.
  
  
  

6 d’octubre de 2010

"La tía Mame", de Patrick Dennis

   
   
   
"La tía Mame"
Dennis, Patrick (1955)
Acantilado 2010

Un niño de diez años queda huérfano en la poco edificante América de mil novecientos veinte y es puesto bajo la potestad de una dama excéntrica, obsesionada por estar à la page, vital, caprichosa, seductora y adorable. Junto a ella, pasará los siguientes treinta años en una espiral incesante de fiestas, amores, aventuras y diversos golpes de fortuna. El lector, atónito, suspendido entre la fascinación de advertir muchos de los risibles tics de su propia época y la carcajada explosiva de quien se ve arrastrado hacia un vertiginoso torbellino, vivirá lo cómico en todos sus registros, «desde el dickensiano hasta el pastel lanzado a la cara» (en ajustadas palabras de Pietro Citati). Y todo ello por obra y gracia de una de las tías más inolvidables que haya concebido nunca un escritor moderno, cuyo perfume sentimos flotar en el aire, con las lágrimas presentes aún en nuestros ojos, mucho después de haber cerrado el libro.

Bien. Es un poco exagerado. Tiene gracia, pero para quien le hace gracia. No es desternillante. Me he reído a carcajadas en un fragmento. El libro sigue la evolución de Patrick desde los diez años, el colegio, la universidad, amoríos, matrimonio y paternidad. La sátira que hace de la sociedad burguesa americana de los años 20 y 30 está muy lograda. El estilo me recuerda a P. G. Wodehouse y sus historias de Jeeves. En fin, no acaba de ser mi estilo. Seguro que a otros os gusta muchísimo. Mi humor es distinto. Un 7.