12 d’agost de 2018

"El despertar del corazón"


El despertar del corazón
François d'Epenoux   
Grijalbo 2016

La novela tiene dos partes y un epílogo. En la primera conocemos al padre de Malo y su pareja, a punto de ser padres, y sus relaciones con el abuelo, padre de él, que vive en el campo y reniega de los avances tecnológicos: no tiene tv ni móvil, se mueve con un coche de los años 70, y está convencido de que el planeta se va a la porra por culpa de la falta de sentido común de la humanidad... Está escrita en primera persona por el padre. En la segunda parte, el abuelo ha de hacerse cargo del nieto durante el mes de agosto y ambos se lo pasan en grande. Está escrita en primera persona por el abuelo.
Bien escrito, se distingue la diferencia de pluma entre las dos partes. Es tierno, enfrenta los dos modos de vivir, criticando los modo actual, sin saber disfrutar del momento, las cosas sencillas y la
naturaleza. Un 8.

"Cuidar de su nieto durante todo el mes de agosto, no es lo que más ilusión le hace en el mundo a este abuelo algo cascarrabias. Le parece un despropósito que acudan a él ahora que los padres se han separado y ninguno de los dos progenitores puede hacerse cargo del pequeño durante el verano. Le indigna, porque en todos estos años apenas se han acordado de que el niño tenía un abuelo, y es que el viejo refunfuñón nunca fue de la devoción de la madre. En este momento entre el anciano ermitaño y el niño de seis años hay mucho más que una brecha de siete décadas, hay todo un abismo, un universo entero.

En cambio, durante ese verano en la casa de madera junto al lago, ya sea por las tardes de juegos y de pesca o bien por los paseos en bicicleta y la ausencia de televisión... poco a poco, surge una complicidad única entre ellos, un estrecho vínculo de amor y aprendizaje mutuo que despertará la curiosidad del niño por la naturaleza y acabará enterneciendo el corazón del abuelo."


Cap comentari:

Publica un comentari a l'entrada