1 d’octubre de 2018

Trash. Ladrones de esperanza. (2014)


Dura película sobre la corrupción en Brasil. Los protagonistas son tres adolescentes de las favelas que han de resolver, como un juego de pistas, el paradero de un robo millonario a un alcaldable corrupto. Resulta dura por el ejercicio de la violencia contra menores, muy explícita, sobre todo en el arranque de la película.

"Un hombre que huye de la policía, arroja la cartera que buscaban al vacío, y va a parar a un camión de la basura, que la deposita en uno de los vertederos de Río de Janeiro, donde decenas de niños de las favelas se ganan la vida rebuscando entre los escombros. Acaba encontrándola el pequeño Rafael, que comparte el dinero que había en su interior con su amigo Gardo. Pronto el lugar se llena de agentes a la búsqueda de la cartera perdida, pero los chicos callan, preguntándose qué pueden tener de valioso unos papeles con números, unas fotos de un hombre con una niña, una tarjeta de lotería, una estampita de San Francisco de Asís y una llave. Con ayuda de Rato van a ir averiguándolo poco a poco, pero metiéndose en numerosos líos; por suerte les echan un cable el padre Julliard, el sacerdote que desde su pequeña iglesia hace una gran labor social, y la voluntaria Olivia." DeCine21.